1617950074340

Como si no hubiera un mañana

Por imanrique | El 06/05/2021 | Comentarios (2)

Admitiendo que hay tantos modelos de ciudad como personas, a través de estas líneas quiero plantear y exponer a la crítica si estamos de acuerdo en que un modelo de ciudad ideal es aquél capaz de ofrecer una calidad de vida óptima en el presente sin estropear el futuro.

Sobre el papel todos somos muy sostenibles, muy partidarios de las ciudades amigables, muy verdes y escrupulosamente respetuosos con el medio ambiente; pero cuando de construir se trata, seguimos construyendo como si no hubiera un mañana. Para definir esta situación en inglés utilizan el término "greenwashing", en la lengua de Cervantes lo llamamos "postureo", en este caso "ecopostureo".

Sobre el papel todos somos firmes defensores de la biodiversidad y por eso creamos zonas de especial conservación o de protección de aves, para preservar estos espacios de alto valor ecológico de actuaciones que los puedan hacer vulnerables; pero cuando de construir se trata, cualquier resquicio legal sirve para constreñir estas zonas hasta ahogarlas entre casas con tal de ganar unos cuantos m2, siempre y cuando los patos no pongan pegas que, dicho sea de paso, no las suelen poner.

1620237890788

 

En muchos barrios de Irun son visibles todavía hoy, las consecuencias del desaforado urbanismo de los años 70 del pasado siglo y su falta de previsión. Edificación masiva y máximo beneficio económico eran su única receta. Dicho de otro modo: "si caben diez mejor que cinco, que nos los quitan de las manos".

Es cierto que el mercado tiene sus reglas, pero éstas no deben ser las únicas a tener en cuenta desde el punto de vista de una administración pública, que está obligada a hacer un planeamiento y una previsión de futuro teniendo en cuenta el interés general en el sentido más amplio del término.

Pensar solo en la rentabilidad económica sale caro. Operaciones que se venden como un chollo porque se autofinancian, no son tan chollo si incluimos en la ecuación factores como el impacto ambiental, la sostenibilidad o el coste de la movilidad, factores que, y no es baladí, pagamos todos.

¿Quién no ha escuchado o incluso dicho alguna vez con cierta nostalgia eso de: “cuando yo era crío todo esto era campo”?

Tampoco se trata de eso, pero entre un modelo y el contrario entiendo que hay un camino. Camino que tenemos que hacer teniendo en cuenta todos los puntos de vista, incluidos también los menos comerciales.

MedioAmbiente Sostenible futuro Irun Txingudi

Comentarios (2)

Oscar César Del Santo Ruiz
  • 1. Oscar César Del Santo Ruiz (página web) | 07/05/2021
Efectivamente, esa era la realidad en Belaskoenea, en la que efectivamente 'todo era campo'. Desde luego que no podemos volver al pasado, pero sí podemos realizar una apuesta decidida por más zonas verdes y más transporte público (dentro del 'transporte público' incluyo por supuesto el taxi como elemento esencial del mismo para los que no conducimos).

Espero y deseo que tu acción política vaya en ese sentido.
imanrique
  • imanrique | 17/05/2021
Así es, Óscar. Vivimos un momento decisivo que marcará el desarrollo de nuestra ciudad durante las próximas décadas. La desafección de los terrenos ferroviarios en pleno centro, la nueva estación intermodal, el espacio Zubiarte que unirá Lope de Irigoyen con Cipriano Larrañaga por vía peatonal y ciclista, el corredor verde entre Ventas y Ficoba o el proyecto de Campus Universitario son proyectos que ya están llamando a la puerta o que ya están aquí. Falta un debate sobre el modelo de ciudad en la que queremos vivir. En esas estamos. Tenemos que ser capaces de ofrecer una calidad de vida óptima en el presente que no perjudique el futuro. Estoy convencido de que una ciudad sostenible, verde y con una movilidad amigable para las personas es posible. Por ahí va nuestra acción política. Muchas gracias por tu comentario.

Añadir un comentario